Banner Detalle
Refinanciamiento y reacomodo de pagos estarían por firmarse con China

Refinanciamiento y reacomodo de pagos estarían por firmarse con China

Corriente Alterna.- El presidente Nicolás Maduro ya aterrizó en China para una gira de cuatro días en donde aspira llegar a acuerdos que beneficien económicamente a Venezuela y reafirmen las relaciones con el gigante asiático quien, junto a Rusia, es uno de los aliados geopolíticos más importantes que tiene su Gobierno.

Trascendió que en las negociaciones que se han adelantado en el equipo de avanzada encabezado por la vicepresidenta Ejecutiva, Delcy Rodríguez, se espera acordar un refinanciamiento de la deuda y un reacomodo de los plazos de pago.

También se prevé que por esta vía se levanten o se liberen recursos para la inversión de corto y mediano plazo que alcanzarían unos 5.500 millones de dólares.

Estos recursos, de la magnitud que se acuerden, vendrían a representar el componente del financiamiento que requiere el Plan Económico que anunció el Presidente Maduro el 20 de agosto pasado y que hasta ahora no ha sido identificado por los analistas del área económica.

Oficialmente no se dicho nada al respecto, pero los encuentros de la delegación venezolana con distintas instancias, entre ellas el Banco de Desarrollo de China y su presidente Zheng Jizhe, apuntan en esa dirección.

En las estepas

Por otra parte, fuentes del Alto Gobierno indican que también existe una negociación con Rusia de cara a la acreencia y los compromisos de pago que tiene la República con el socio y aliado político en el viejo continente.

Se habla de una renegociación de la deuda y la idea “patear” unos pagos importantes hasta el 2020, con lo cual el Gobierno venezolano liberaría algunos recursos y tendría caja suficiente para sostener su plan económico.

De esta forma se tendría claro el origen de los recursos que se requerirían para afrontar las recientes decisiones tomadas y anunciadas por el Jefe del Estado venezolano.

Entre las ofertas más importantes se encuentra la de restringir la desordenada emisión monetaria que alimentó la expansión exponencial de la liquidez en el sistema. Esta práctica presionó de forma determinante los precios hasta llevarnos al fenómeno de hiperinflación que sufre la economía en este momento.

Asimismo, estos recursos permitirán crear las condiciones de avanzar hacia la promesa de “déficit fiscal cero” y darles disciplina a las finanzas públicas. Por otra parte, generarían caja para cubrir las importaciones necesarias para atender la demanda interna, mientras la economía responde a los estímulos dados como eliminación de aranceles y la entrega de líneas de financiamiento a productores.

Por otra parte, también existe la posibilidad de que parte de estos de estos recursos podrían usarse para intervenir en el mercado cambiario ensanchando la oferta de divisas y así tener músculo con el cual hacer pulso en el mercado de divisas y función de darle mayor certidumbre y disminuir las distorsiones en el mercado cambiario.

Todavía hay que esperar por los anuncios que vengan desde la tierra del sol naciente y probablemente desde las estepas rusas, donde también hay una importante relación geopolítica y estratégica en momentos en que el pressing internacional alineado con Estados Unidos pone sus ojos sobre Venezuela y el Gobierno liderado por el presidente Nicolás Maduro.

 

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *